El portal educativo del Estado argentino

 
 

Bulebú con soda, tango para ofrecer

bulebu2.jpg
logoeduc.gif


Autor: Graciela Pesce, Daniel Yarmolinski
Editorial: Corregidor
Año de edición: 2005
ISBN: 950-05-1587-3
Cant. de páginas: 256

Por Marcelo Terreni

En tiempos que parece haberse consolidado ese resurgimiento del tango que se inició en los 90, queremos reflexionar sobre algunas cuestiones fundamentales para seguir apuntalando ese interesante fenómeno. Un breve recorrido por la escena local muestra un puñado de compositores y arregladores nuevos, como Lineztky, Possetti o Peralta, una serie de típicas y conjuntos de nivel consolidados, como los Vale Tango o El Arranque, rotando por los contados espacios que se abrieron en la ciudad para dar cabida a la música ciudadana, y un número importante de milongas, junto con el Festival y el Mundial anuales que organiza el Gobierno de la Ciudad y que año a año superan su capacidad de convocatoria.

Podemos destacar también experiencias interesantes, como la gran comunidad de seguidores que supo congregar la Orquesta Típica Fernández Fierro (más que el evidente desacartonamiento formal resultan muy valiosos su trabajada comunidad web y su experiencia de Club social y deportivo, este último hoy algo trabado por protestas vecinales), y hoy van en camino de repetir agrupaciones emergentes como la Orquesta Típica Fervor de Buenos Aires, Dema y su Orquesta Petitera o el Grupo Astillero. O incluso el programa sobre “tango sin peluquín” que proponen los muchachos de Fractura Expuesta.

Sin embargo, puestos a comparar con las épocas doradas del tango, estamos hablando de nichos reducidos, apenas algunos millares de seguidores, bailarines, músicos y demás gente de tango, rondando circuitos verdaderamente estrechos y limitados, financiados en la gran mayoría de los casos por el turismo internacional, con difíciles posibilidades de inserción en circuitos masivos. Ni siquiera las variantes de moda como el llamado “tango electrónico” supieron imponerse en las discotecas, hoy atiborradas de música electrónica; lejos estamos de realidades como la del flamenco y la rumba en España.

Entonces Bulebú con soda – Tango para ofrecer a los chicos aparece como una respuesta interesante a esta cuestión de cómo, sino hacer masivo al género, por lo menos generar cierta base de sustento para una eventual difusión del tango, independiente de la paupérrima oferta musical provista por radios, canales de TV y disquerías.

El trabajo se divide en tres partes. La primera –“Elementos sobre la historia del tango”–contiene una serie de artículos sobre diferentes aspectos que hacen al tango, su historia y entorno. En la segunda parte encontramos un conjunto de propuestas de actividades que abarcan diferentes temáticas relacionadas directa o indirectamente con el género, desde una en la que se trabaja el tema del barrio hasta otra que propone un sincretismo entre tango y teatro de títeres. La tercera parte ofrece algunas lecturas complementarias, un cuadro evolutivo del género a cargo de Horacio Ferrer y un anexo de partituras de temas incluidos en el CD que se ofrece junto al libro.

Sobre el muy didáctico CD cabe destacar, además de la actuación de destacadas figuras como Lidia Borda, el acercamiento que permite a algunos instrumentos poco accesibles en la discografía, como el organito, y la inclusión de composiciones especialmente preparadas para el trabajo en el aula, que favorecen la compresión de los ritmos y melodías del género, herramientas fundamentales para un primer acercamiento del futuro aficionado melómano o bailarín.

La compilación de artículos resulta adecuada y clarificadora (sobre todo en las referencias a los nebulosos orígenes del tango, comúnmente objeto de las más acaloradas discusiones) y puede dar al docente un interesante panorama para encarar el trabajo en el aula.

Sobre las actividades, podemos decir que muchas han sido probadas en clases y talleres con niños, lo cual agrega una carta de confianza interesante para el docente a la hora de implementar estas propuestas. Desde el prólogo se invita a los docentes a desarrollar actividades propias; es ahí donde el establecimiento de un vínculo entre autores y lectores, resultaría harto fructífero.

En el panorama poco probable de difusión masiva del género –al menos si la comparamos con la que existió en los años 40 y 50– el baile puede aparecer como un elemento importante cuando analizamos la cuestión del tango y los chicos. Ahí, Bulebú con soda puede encontrar un efectivo complemento en otro título de Corregidor, Tango, un abrazo en la escuela, de Alba Ferretti, basado en la aplicación del Sistema Dinzel de enseñanza de tango en las escuelas.

Queda a los docentes la tarea de abrir nuevos caminos a partir del trabajo con estas dos experiencias.

SOBRE LOS AUTORES

Graciela Pesce es autora e intérprete de tango. Grabó el CD Tango para chicos, que cuenta con el auspicio de la Fundación Música Esperanza. Trabaja intentando acercar el tango a los chicos.

Daniel Yarmolinski es licenciado en ciencias políticas. Publicó en revistas de tango artículos sobre la relación entre el tango y los chicos. Actualmente coordina talleres de tango en escuelas primarias junto a la profesora Graciela Pesce.


Además dirige junto a la cantautora e investigadora Graciela Pesce, el Boletín "Bulebú con soda", que tiene el auspicio de la Secretaría de Educación del Gobierno de Ciudad de Buenos Aires.


11 Comentarios

  1. juan julio. Agosto 4, 2009 11:41

    Felicitaciones como podriamos obtener un DVD o un Video para conocer el proyecto y la forma de aplicarlo en nuestra pcia san Luis. saludos

  2. Ana Maria Valdivia. Agosto 4, 2009 11:42

    Increible pero cierto. Es algo mágico. Escribo un programa diario para la radio y los oyentes habituales son los adultos tangueros cubanos. Hoy le dedico un saludo a los principes enanos de cada hogar, como Gaby y Jadier, dos chicos que junto a sus abuelitas y padres escuchan el programa. Buscando por internet me encuentro con la gran noticia que existen tangos para niños, gracias a Graciela Pesce y Daniel. Dios mio, gracias por esto y NECESITO DIFUNDIR ESA MUSICA POR FAVOR PARA LOS NIÑOS CABANOS. COMO PODEMOS HACER¿? Gracias Ana Maria Valdivia. Programa COCO ¨Hogar del Tango¨, emisora provincial de la Habana, Cuba. FM 91.7. Gracias .

  3. ANA MARIA. Agosto 4, 2009 11:42

    Hola, soy docente de primaria y estoy enseñando tango a alumnos de 5º y 6º grado.Me gustaría recibir material que tengan para enriquecer el proyecto. Vivo y trabajo en Villa Dolores, en el oeste cordobés.Los felicito sinceramente.
    Un abrazo enorme. Espero noticias vuestras.

  4. Delia. Octubre 7, 2009 15:27

    Hola soy maestra. Trabajé con "Bulebú con Soda", en EGB1, me pareció muy práctico, con precisos conceptos y también me divertí mucho junto a mis alumnos. Aprendí a ver el tango desde otro ángulo.Una ventana nueva.Los tangos, las pistas y los sonidos que trae el cd son hermosos.

  5. Mercedes. Octubre 7, 2009 17:01

    Hola soy docente de nivel inicial, bailo tango y me habia propuesto dar un taller de tango (danza) para la sala de 5, no sabia como motivarlos y la idea de que escuchen tangos para chicos me parecio genial, Bulebu con Soda engancho mucho a los chicos, las letras de los tangos que se escuchan en el cd son de su entendimiento, felicitaciones por el trabajo!

  6. ediht. Octubre 7, 2009 20:45

    Hola a todos: Soy maestra de lengua en la escuela primaria y quiero contarles que participé en un taller sobre tango con Graciela y Daniel, lo hicimos con todos los docentes de la escuela. Hasta ese momento el tango me era indiferente, fue allí- en el taller- donde aprendí que el tango es mucho más que música y letra, es un sentimiento que nos envuelve a todos.
    El taller se prolongó en trabajo con los niños y fue algo inolvidable. Desde entonces utilizamos el tango en la escuela.
    Bulebú con soda, tiene tangos en el cd que pueden utilizarse en el área de lengua como audiolecturas- una actividad que gusta mucho a los chicos.
    Todos quienes puedan participen en algún taller con Graciela y Daniel, no pueden privarse de algo así.

  7. Mirta Coria. Octubre 8, 2009 11:12

    Soy Narradora oral , "cuentacuentos", y ademas me gusta mucho el tango,es parte de nuestra cultura,y creo tiene que integrar la educacion desde niños, el "bulebu con soda" me parece una maravillosa herramienta,
    junto a mi esposo contamos la historia de Gardel para niños y les interesa mucho,es un libro didactico y divertido.Felicitaciones!

  8. Gabriela. Octubre 8, 2009 15:09

    Bulebú,fue una nueva experiencia, realmente distinta, no sabía que el tango podía brindarse de otras maneras que no fuese la danza. Me ayudaron las anécdotas y la parte histórica. Maestra Egb1

  9. M.LAURA. Octubre 10, 2009 01:41

    hola graciela y daniel, mi nombre es laura y soy docente de nivel inicial e instructora de tango danza...comence a trabajar un proyecto de milonga con sala de tres, con un poco de temor y resulto genial,me sirvieron muchos sus temas y el gran hits:dinotango
    mis felicitaciones y mi agradecimiento por difundir el tango

  10. MARTA. Noviembre 2, 2009 14:34

    Felicitaciones por este emprendimiento !!!
    ...quiero ayudar en el.
    Soy docente de nivel primario y secundario y me gustaria saber como encontrarme con ese material que hay...
    gracias!!!

  11. Mario Albornoz. Marzo 31, 2010 08:26

    Con el importante aporte que ustedes hacen a la cultura argentina, nosotros en Santa Cruz trabajamos para que el tango llegue a los niños a traves del proyecto presentado a la Cámara de Diputados de nuestra Provincia "EL TANGO VA A LA ESCUELA". Gracias